Archivo de la etiqueta: osteoporosis

La leche, ¿problema o solución?

imagesLa leche es un alimento imprescindible para el lactante, siempre y cuando sea la de su propia especie, ya que contiene el perfil proteico y graso que dicho ser necesita para su adecuado crecimiento.

Los seres humanos somos los únicos mamíferos que consumimos leche fuera del periodo de lactancia y, además, de otra especie, normalmente la de vaca. Esto debería considerarse, más bien, como un lujo culinario, siempre que te siente bien, pero no como una necesidad imprescindible, como muchos tratan de hacernos creer, sobre todo la industria láctea.

El famoso “calcio” que aporta la leche no es asimilado de forma adecuada por los adultos, de ahí la paradoja que los países con menos consumo de lácteos sean también los que menos osteoporosis presentan.

La ciencia actual confirma que la lactasa, enzima imprescindible para digerir la lactosa de la leche, disminuye de forma natural en la medida que vamos envejeciendo, de tal manera que para muchas personas mayores, la leche se convierte más en un problema que en una solución.

Por otro lado, la caseína, lactoalbúmina y la lactoglobulina, proteínas de la leche de vaca, precipitan en el estómago formando un coágulo de lenta y difícil digestión.

Se ha comprobado que la leche, además de ser mucogénica, es un alimento perjudicial en muchos procesos alérgicos y del aparato digestivo, lo cual lo constatan los pacientes cuando la eliminan de su dieta.

Algunas personas angustiadas preguntan, ¿y de dónde saco el calcio si no tomo leche?, y yo les devuelvo otra pregunta ¿de dónde lo saca una vaca que no toma leche y, además, la fabrica?

¡Ningún mamífero adulto toma leche y no se descalcifican!

Para los más aprensivos con el tema del calcio les aporto algunos alimentos que lo contienen y suelen absorberse mejor que la leche: Muchas verduras como (acelgas, espinacas, puerro, judía, col, cebollas…); legumbres (garbanzos, lentejas…); frutos secos (pistacho, nueces, cacahuete,…); huevo, pescados y mariscos, aceituna, chocolate, semillas de sésamo, etc.

En nuestro medio disponemos de variedad y cantidad de alimentos suficientes para no ser deficitarios en calcio. Sin embargo, sí que podemos tener déficit de zinc o de magnesio, pero eso será motivo de otro post.

Protección vascular con la vitamina K2

Vitamina k2Uno de los factores más importantes para nuestra salud y para frenar los procesos de envejecimiento está relacionado con la integridad del aparato cardiocirculatorio.

Con frecuencia, la calcificación y endurecimiento de los vasos sanguíneos constituye un problema asociado a la edad que casusa diversas anomalías y, en muchas ocasiones, graves enfermedades.

Hoy día sabemos el importante papel que juega en el desarrollo de las calcificaciones vasculares y de la arteriosclerosis, una substancia de origen natural, la Vitamina K2 (menaquinona).

La Vitamina K2, a diferencia de la K1 que se encuentra en los vegetales, podemos encontrarlas en productos de origen animal, pero hoy día es posible extraerla de un derivado de la soja fermentada llamado Natto, de uso habitual en Japón.

Según parece, la vitamina K2 disminuye el riesgo de calcificación coronaria, con lo cual actúa previniendo el infarto de miocardio. Además mejora la elasticidad de las arterias y previene la aterosclerosis. Esta última patología se ha asociado a niveles bajos de Vitamina K.

Aunque la K2 se produce en nuestro cuerpo a partir de las bacterias intestinales, no se absorbe adecuadamente a ese nivel y es eliminada por las heces, por lo que hemos de aportarla del exterior a través de los alimentos.

Otro aspecto importante de la Vitamina K2 es que estimula la producción de osteocalcina, proteína específica que ayuda a la calcificación del hueso, lo cual favorece el depósito de calcio en los huesos y el mantenimiento de la masa ósea.

Adicionalmente, encontramos también otros estudios que correlacionan el déficit de K2 con un mayor número de arrugas faciales y pérdida de elasticidad en la piel de la cara.

Por todas las razones anteriores, la Vitamina K2 podría ser muy útil para el tratamiento y prevención de la osteoporosis, la arteriosclerosis y también en Medicina Antiaging.

Las bebidas gaseosas

Las bebidas gaseosas producen un aumento de la eliminación del calcio a través de la orina debido a la cantidad de ácido fosfórico que contienen. Al aumentar la cantidad fósforo, el organismo trata de compensarlo soltando calcio. Algo parecido sucede con las bebidas ricas en cafeína, que también incrementan la eliminación de calcio por la orina.

Así que deberías saber que abusar de las bebidas gaseosas de cola puede ser perjudicial  para ciertos trastornos del hueso como la osteoporosis, sobre todo para las personas que ya la padecen o tienen tendencia a ello.