La práctica de la Sonrisa Interior

La práctica de la Sonrisa Interior

Hay sonrisas alegres y otras que son amargas. Podemos sonreír con los labios mientras que por dentro nos encontramos tristes, ya que la verdadera sonrisa sanadora y alegre no es un gesto facial, sin más, sino que surge desde el corazón y brota hacia fuera. Esta es la llamada Sonrisa Interior.

Diversos estudios actuales nos muestran la importancia para la salud que tiene sonreír, ya que disminuye las hormonas del estrés, libera endorfinas y  también incrementa aquellos neurotransmisores que generan sensaciones de placer y de bienestar.

Sigue leyendo
Comunicación asertiva

Comunicación asertiva

En alguna ocasión, estando con amigos y conocidos, he escuchado alguna impertinencia por parte de alguien que se justificaba diciendo “es que mi terapeuta me ha dicho que diga lo que pienso”. Y zasca, lo soltaba sin filtrar. Desconozco si lo del terapeuta era cierto o una simple excusa. La verdad es que el pretendido “consejo terapéutico” en modo alguno lograba el objetivo de conseguir una comunicación eficaz, porque comunicarse eficazmente no es decir lo que se te ocurra, sin más. A eso se le llama imprudencia.

Sigue leyendo
La depresión en Medicina Integrativa

La depresión en Medicina Integrativa

En las sociedades occidentales encontramos cada vez un mayor número de personas deprimidas, de tal manera que la depresión se ha convertido en uno de los trastornos psiquiátricos más frecuentes de la práctica médica y psicológica. Unas veces aparece como cuadro único, mientras que en otras ocasiones, lo hace formando parte de diversas enfermedades. 

Estar deprimido no es sinónimo de estar triste, sin más, sino que los cuadros depresivos comprenden un amplio número de síntomas que afectan a las diferentes esferas del ser humano, apareciendo trastornos de tipo cognitivos, afectivos, conductuales y somáticos. 

Sigue leyendo
Aprender a encajar

Aprender a encajar

En los combates de boxeo no siempre gana el que pega más fuerte, sino el que es capaz de encajar mejor los golpes. Algunos de los grandes campeones mundiales lo han sido por ser buenos encajadores. En la vida, cuando recibimos sus golpes, unos se derrumban mientras que otros se mantienen en pie gracias a su capacidad para resistir dichos envites. Estos últimos son quienes poseen una buena capacidad de encaje, a la que ahora llamamos resiliencia. 

Sigue leyendo
Honrar la energía femenina

Honrar la energía femenina

Recuerdo un trozo de la letra de una canción reivindicativa allá por los años setenta que ponía música a una bella letra del poeta Mario Benedetti. Decía el comienzo y el estribillo “Con tu puedo y con mi quiero vamos juntos compañeros”. El trozo de éste poema que me gustaría hoy traer a colación es aquel que dice “cada cual con su faena porque en esto no hay suplentes”. Surge de aquí una pregunta esencial, ¿realmente sabemos cada uno cuál es nuestra faena?, o lo que es lo mismo ¿somos conscientes de la aportación que podemos hacer a un mundo como el que vivimos?

Sigue leyendo
Transformarse para sanar

Transformarse para sanar

La enfermedad es un estado no deseable del ser humano que afecta globalmente a la dimensión física, cognitiva, emocional, volitiva y energético-espiritual. Pasar del estado de enfermedad al de salud significa una transformación.

Una transformación no es exactamente lo mismo que un cambio. El cambio sucede, lo quieras o no, pero la transformación se produce cuando el cambio es decidido, planificado y orientado. Podría decirse que la transformación es un tipo especial de cambio. Pasar de la infancia a la adolescencia es un cambio. Cultivar nuestras potencialidades para ser mejores personas en el futuro es una transformación. Así que, en algún momento, deberás plantearte si quieres solamente experimentar cambios o, por el contrario, te comprometes a coger el timón y transformar tu vida.

Sigue leyendo
Las Algas, alimentos de presente y de futuro

Las Algas, alimentos de presente y de futuro

Las nuevas tendencias gastronómicas de los últimos tiempos han aportado al público en general el conocimiento de una serie de ingredientes que, siendo de uso cotidiano en otras culturas, son desconocidos o poco usados en la nuestra. Uno de ellos son las algas, de las que me gustaría comentar algunas de sus características dietéticas y nutricionales.

Hasta hace no mucho el consumo de algas se encontraba limitado a ambientes veganos, vegetarianos y poco más, pero en la actualidad el creciente éxito de los restaurantes asiáticos y los de fusión internacional han conseguido que las algas lleguen a ser bastante más degustadas y consumidas por un mayor número de personas.

Sigue leyendo
¿Sumisos o guerreros?

¿Sumisos o guerreros?

Si tu propósito en la vida es sanar física, mental, emocional y espiritualmente, al tiempo que ayudar a quienes te rodean, entonces habrás elegido transitar por la Senda del Guerrero, aunque todavía no te hayas percatado de ello.

En la vida en general, y en lo que se refiere al campo de la salud en particular, puedes adoptar dos posturas bien distintas: la del sumiso o la del guerrero. Los resultados que obtengas serán bien distintos según la postura que adoptes. Cada cual ha de elegir la suya propia, sabiendo que cualquier elección tendrá sus ventajas y sus inconvenientes. 

Sigue leyendo
La sabiduría, una potente medicina

La sabiduría, una potente medicina

Aunque no lo sepamos, cada uno de nosotros somos expertos en algo. Los hay en todos los campos que podamos imaginar, en deportes, en la cocina, en manualidades, en ciencias, en arte, etc. Hay personas expertas en cosas interesantes y beneficiosa para ellos y para los demás, pero existe también un tipo de maestría que sería mejor no poseer, y es la de ser un maestro en amargarse la vida sin necesitar nada ni nadie para ello. Conozco a unos cuantos expertos en eso. Es bastante más frecuente de lo que nos gustaría, y suele generar una gran cantidad de sufrimiento inútil para quien lo padece y para quienes le rodean.

Sigue leyendo
Agradecer el encuentro (In Memoriam de mi amigo Alfonso)

Agradecer el encuentro (In Memoriam de mi amigo Alfonso)

Me reconozco una persona con suerte, pero no en los juegos de azar que no me han tocado nunca, sino por las personas que he podido encontrar a lo largo de mi vida. Yo entiendo la vida como un triple encuentro. El primero con nosotros mismos a través del autoconocimiento. El segundo con los demás mediante nuestra acción en el mundo y el intercambio emocional; y el tercero con el aspecto trascendente de la existencia que nos abre a la dimensión espiritual del ser.

Sigue leyendo