Archivo de la etiqueta: autoconocimiento

Desarrollar el potencial, un camino a la curación

descubrir nuestro potencial como parte de la curaciónMe encanta volver a escuchar de vez en cuando un texto de Facundo Cabral que se titula ”Usted no está deprimido, está distraído”. El autor expone una visión especialmente positiva de lo que somos los seres humanos y de toda la belleza que nos rodea, y de como la depresión es un estado que aparece porque nos distraemos de toda esa verdadera realidad y nos enfocamos en otros asuntos. Suelo aconsejar a muchas personas que lo escuchen. El video es posible hallarlo en internet.

Y me gusta recordar dicho texto para que no se me olvide lo que en él se dice, sobre todo cuando me encuentro inmerso en la vorágine de cada día, en esos momentos en los que corremos el riesgo de desconectarnos de nuestro interior y en los que perdemos de vista algo especialmente importante, saber quienes somos realmente.

La mayoría sufrimos más de lo que nos gustaría. Yo el primero. La mayor parte de las veces por pura ignorancia. No queremos sufrir, pero sufrimos. Eso significa que hay algo que no hacemos bien.

Sin embargo, mucha gente desea ser feliz usando la mente de la misma forma que le hace sufrir. Eso no es posible. Porque, obviamente, no es posible ser feliz y mantener al mismo tiempo el tipo de mente que nos aleja de la felicidad y nos acerca al sufrimiento. Necesitamos un cambio.

Entonces, ¿qué hacer para dejar de padecer ese sufrimiento inútil?

En medicina, tal como yo la entiendo, lo llamamos “camino de curación”, aunque no todos los médicos tenemos la misma comprensión respecto a este término.

A continuación trataré de explicar en pocas palabras aquella que poseo a propósito de este asunto.

Veamos. Como ya he comentado en otras ocasiones, el camino hacia la salud (y esto es el proceso de curación), se relaciona sobre todo con el aprendizaje del “arte de vivir”. La búsqueda del bienestar forma parte de este arte, para lo cual necesitaremos, entre otras cosas, aprender a desarrollar nuestro potencial como elemento imprescindible de dicho proceso.

¿Qué significa eso de desarrollar el potencial?

Primero hemos de admitir que tenemos un potencial, y admitir, también, que todavía no hemos llegado a expresarlo de forma apropiada.

Necesitamos, pues, entender que, primero de todo, dicho potencial necesita ser descubierto, con todo lo que ello implica.

De alguna manera, en el fondo, hemos de asumir que somos unos grandes desconocidos para nosotros mismos.

Posiblemente ninguno de nosotros haya llegado al máximo de donde puede llegar, aunque nos gustaría hacerlo. Lo más probable es que todavía no hayamos descubierto cuál es nuestra mejor versión que podemos ofrecer al mundo, porque existe en nuestro interior un tesoro que espera ser descubierto y mostrado.

Los seres humanos nos acostumbramos a vivir como mendigos, en la miseria anímica y espiritual, cuando en nuestro interior reside la joya más valiosa, aquella que da respuesta a nuestras necesidades y cubre nuestros deseos.

Cada uno de nosotros nace con una gran cantidad de potencialidades que podrá expresar o no, en función de su proceso en la vida. Dichas potencialidades son como semillas que han de ser cuidadas y mimadas para que florezcan. Cuando no lo hacemos, nos marchitamos y viviremos una existencia peor de la que realmente estamos llamados a experimentar.

El desarrollo de nuestro potencial nos conduce a la autorrealización, al despertar. Tiene que ver con lo que en Sofrodynamia® denominamos como “Estado de Completud”, y es el auténtico camino hacia la curación.

En este contexto, autocuración, autorrealización, salud, desarrollo del potencial y felicidad son términos muy próximos.

Pero ¿cómo llegar a conocer nuestro auténtico potencial?

De la misma forma que no podemos contemplar la calle cuando la ventana está cerrada o los cristales están cubiertos por una densa suciedad, del mismo modo no podemos observar nuestro potencial si nuestra mente se encuentra cerrada o contaminada por percepciones o creencias erróneas.

Ante el torbellino de pensamientos y emociones que nos impiden contemplar nuestro verdadero ser, podemos aplicar una potente estrategia, pacificar la mente.

Conocida desde hace milenios, ha demostrado su gran efectividad a lo largo de todos estos miles de años, pero requiere una condición, se ha de practicar.

Podemos pacificar la mente a través de las técnicas meditativas, en las que elementos como la respiración, la atención y la concentración, jugarán un papel esencial.

Hoy día hay un verdadero resurgir de las técnicas meditativas y de interiorización, a las que podemos acceder a través de distintas metodologías, unas más psicológicas y otras más espirituales.

Pero recuerda que leer un libro sobre deporte no te hace estar más en forma. Has de practicar dicho deporte. De la misma forma, no desarrollamos nuestro potencial si sólo leemos sobre ello y no realizamos la practica necesaria.

Por tanto, hemos de sacar una importante conclusión, desarrollar el potencial es algo eminentemente práctico.

Comienza pacificando la mente y dirigiendo la mirada hacia nuestro interior. Esto nos llevará al descubrimiento de nuestro verdadero ser, lo cual nos conectará con un estado de satisfacción. Todo lo anterior nos conduce a un mayor autoconocimiento, fruto del cual aparecerá una mejor manera de gestionar nuestras capacidades interiores y nuestra relación con el medio (autogestión).

Nunca es tarde para comenzar. El mejor día es hoy. El mejor momento, ahora.

¿Asumirás el compromiso de ponerte manos a la obra para descubrir todo tu potencial?

A propósito del cambio

a propósito del cambioAprender a gestionar adecuadamente los procesos de cambio es una de la principales habilidades implicadas en el proceso de desarrollo humano.

A continuación expondré una serie de reflexiones que nos ayudarán a entender mejor dichas cuestiones.

 

1.- ESTAMOS SIEMPRE EN CONTINUO PROCESO DE CAMBIO: Todo el universo cambia y los seres humanos no escapamos a dicha ley inexorable. El cambio es el único fenómeno permanente y constante, siendo inmanente a la naturaleza humana, ya que, lo queramos o no, seamos conscientes o no, estamos siempre en continuo cambio en todos los diferentes niveles de nuestro ser, físico, mental y espiritual.

 

2.- EN TODO PROCESO PUEDEN APARECER CAMBIOS NO DESEADOS: Todo está en permanente cambio, sin embargo unas veces somos conscientes de ellos y otras veces no. En muchas ocasiones nos sentimos incapaces de gestionarlos de una forma adecuada, de tal manera que, con frecuencia, se producen aquellos cambios que no queremos y somos incapaces de llevar a cabo aquellos otros que sí deseamos.

 

3.- APRENDER ES CAMBIAR: El aprendizaje implica un cambio.  Aprender es pasar de un estado de menor a otro de mayor conocimiento. Cada vez que aprendemos una nueva habilidad o destreza estamos realizando un cambio en nuestra ,manera de entender y afrontar la realidad. Así que, sin lugar a dudas, podemos afirmar que aprender es cambiar.

 

4.- PARA CRECER NECESITAMOS CAMBIAR: En un contexto de crecimiento y desarrollo nos interesan todos aquellos aprendizajes que nos permiten generar cambios en sentido potenciador.  Sabemos que cada tipo de cambio distinto requerirá un tipo determinado de aprendizaje diferente, pero quizás el mejor aprendizaje de todos es el que nos enseña a “aprender a aprender”.

 

5.- DESARROLLARSE ES MODIFICAR NUESTRO MODELO DEL MUNDO: Es imprescindible saber que no experimentamos directamente lo que el mundo realmente es, sino que experimentamos solamente aquellas representaciones mentales que poseemos según nuestro modelo.

También es importante darse cuenta de que aquello a lo que llamamos aprender no es un mero absorber información sino que más bien será un continuo crear y recrear nuestros modelos mentales. Muchos sufrimientos se producen porque nuestro modelo no responde apropiadamente a la realidad o porque dicho modelo no tiene recursos suficientes para actuar en el mundo de una manera eficiente. Así que cualquier aprendizaje potenciador tendrá como característica un enriquecimiento de nuestro modelo.

 

6.- EL DESARROLLO NO ES UN PROCESO LINEAL: El desarrollo humano raramente es un proceso lineal, más bien es un proceso de tipo espiral, en el que en cada una de sus vueltas retomamos, básicamente, los mismos asuntos pero asumiendo nuevos y diferentes puntos de vistas con una perspectiva más global.

 

7.- CAMBIAR PUEDE SER UN PROCESO CON ALTIBAJOS: También se puede decir que el cambio puede ser un proceso en el que existen picos y valles. Habrá momentos en los que nos sentimos plenos y llenos de vitalidad y, junto a esos momentos, existen otros de gran dureza y en los que, en algunos casos, perdemos un poco el sentido de las cosas y el rumbo de la vida. Es por ello que una cierta guía y un acompañamiento de alguien que conozca estos asuntos puede ser bastante eficaz como compañero en este viaje.

 

8.- TODO CAMBIO TIENE SUS PEGAS: En todos los procesos de cambios existen pegas. Pensar que no existen o pasarlas por alto puede hacer que el cambio no funcione, pero en ningún caso ha de ser un obstáculo lo suficientemente fuerte como paraque nos instalemos en el estancamiento.

 

A veces es mejor callar

no forzar“Cuando alguien no está dispuesto a escuchar lo que le tenemos que decir, o no se encuentra capacitado para entenderlo, más nos vale guardar silencio, porque tratar de forzar la comunicación puede tener el efecto contrario al que pretendíamos” (ANF)

Sofrodynamia® : El Nivel Inicial

GRUPO INICIAL DE SOFRODYAMIALa Sofrodynamia® es un entrenamiento integral del ser humano cuyo objetivo consiste en ayudar a las personas a mejorar su vida a través del autoconocimiento y del aprendizaje de las herramientas y estrategias apropiadas para lograrlo.

Sea cual sea tu situación, siempre que lo desees, es posible mejorar si aplicas el esfuerzo  necesario y utilizas el remedio justo. La Sofrodynamia® puede ayudarte a ello. Desde hace muchos años  numerosos alumnos se han beneficiado de las herramientas sofrodynámicas y han constatado una mejoría en su vida personal e incluso en sus ambientes familiares y laborales.

Esta disciplina puede aprenderse, y para ello se realizan los grupos de entrenamiento en Sofrodynamia® que se encuentran escalonados en distintos niveles.

Comenzamos el aprendizaje mediante en Grupo de Nivel Inicial (GNI). Para ello realizamos una serie de sesiones grupales estructuradas en un formato de mayor o menor duración, con una enseñanza teórico-práctica programada.

El aprendizaje de la Sofrodynamia® es personal e intransferible. Nadie podrá entrenar por ti, del mismo modo que tampoco nadie puede comer por ti, pero sí es posible que otra persona te muestre cómo hacerlo.

Pero aunque, como he dicho antes, el trabajo es individual, el aprendizaje sofrodynámico habitualmente se plantea de forma grupal. El trabajo grupal representa un elemento importante y enriquecedor en nuestro modelo de entrenamiento.

Los grupos se plantean como “Grupos de Entrenamiento”,  nunca como grupos de terapia. Esto quiere decir que hemos de participar en ellos de la misma forma que lo haríamos si quisiéramos aprender alguna nueva disciplina o destreza, por eso, el grupo, en  ningún caso es un espacio para contar traumas o conflictos, eso se reserva al ámbito terapéutico de la consulta individual. Lo anterior no quiere decir que no sea importante hablar de los problemas, sólo quiere indicar que el Grupo de Entrenamiento no es el lugar en el que hacerlo.

Al ser un grupo de entrenamiento, los resultados que obtengamos siempre estarán en relación con el nivel de trabajo y entrega que cada alumno tenga. Normalmente niveles más comprometidos de práctica tienen como consecuencia mejores resultados para el alumno.

Aunque todo el papel escrito no pueda sustituir a un minuto de experiencia directa, a modo de aclaración expondré el esquema que se suele seguir en una sesión estándar del GNI:

1)                      Exposiciones Teóricas: Durante las cuales se detallan las bases del modelo de trabajo y se explican las prácticas apropiadas.

2)                      Intercambio Grupal: Mediante el cual se clarifican las dudas, se reflexiona sobre las dificultades más frecuentes o se corrigen posibles errores y se intercambian experiencias respecto al entrenamiento.

3)                      Ejercicios prácticos: Pueden ser de diverso tipo. Durante este nivel se insistirá en la respiración y en las técnicas de inducción, atención concentración y en la Técnicas Básicas Sofrodynámicas.

4)                      Atención a la Actitud: La actitud con la que se realiza el trabajo es tan importante como el trabajo en sí. Atender en todo momento al modo en el que realizamos nuestro proceso de aprendizaje será una importante herramienta.

5)                      Entrenamiento en casa:

a)      Lectura y estudio de las sesiones

b)      Realización de ejercicios prácticos (protocolos)

c)      Cuestionarios de las sesiones

d)     Libreta de registro sofrodynámico

Con la intención de que todas aquellas personas interesadas en estas propuestas puedan obtener una información más detallada, normalmente antes del comienzo de cada grupo se lleva a cabo una reunión informativa en la que se explican objetivos, contenidos, metodología, etc. y se responden a las dudas que los posibles alumnos deseen formular.

Siempre he mantenido que aunque la Sofrodynamia® puede beneficiar a cualquiera que la aprenda  que y resulte adecuada para la mayoría de las personas, es el propio alumno quien ha de tomar la decisión final de comenzar su aprendizaje o no. En definitiva, desde esta decisión, uno asume el reto de involucrarse en su propio proceso de crecimiento y desarrollo humano o no hacerlo, y esto ha de ser una decisión personal e intransferible.

En cualquier caso, la práctica y la experiencia siempre suele ser más valiosa que las palabras, así que, si piensas que mejorar tu vida, incrementar tu autoconocimiento y aprender herramientas para vivir mejor están entre tus intereses y prioridades, tal vez haya llegado el momento de comenzar a transitar tu camino sofrodynámico.

Miedo y autoconocimiento

Miedo y autoconocimiento“Muchas de nuestras conductas limitantes se sustentan en el miedo, pero el miedo nace de la ignorancia, por lo que su verdadero antídoto no es el valor sino el autoconocimiento” (ANF)

Autoconocimiento y respeto

satisfacci´pn“Mostramos respeto por nosotros mismos cuando nos esforzamos por conocernos mejor, porque el autoconocimiento es el modo preferente de manifestarnos respeto y aceptación” (ANF)

Cómo hacer significativa nuestra vida

Una vida significativa

Hemos de tratar que nuestra vida sea suficientemente significativa

Hay corrientes filosóficas que afirman que “el hombre es un ser para la nada”, y que la vida no es más que un gran absurdo que acaba con la muerte.

Desde ese punto de vista, nada tiene sentido ni hay esperanza de encontrarlo.

No seré yo quien le lleve la contraria a eminentes filósofos y pensadores de fama universal, pero me permitiré reivindicar otro modo de enfocar dicho asunto, no tanto por enmendarles la plana sino por el placer de investigar y analizar otra posibilidad. Sigue leyendo